Finca Aquiares logra la primera verificación Rainforest Alliance “amigable con el clima” en Costa Rica

14 de junio, 2012

La finca cafetalera Aquiares, localizada en Turrialba, Costa Rica, es la primera del país que aprueba el proceso de verificación del Módulo Clima de la Red de Agricultura Sostenible (RAS), según el anuncio realizado hoy por la organización conservacionista internacional Rainforest Alliance.  La propiedad cuenta desde hace nueve años con la certificación Rainforest Alliance.

El Módulo Clima de la Red de Agricultura Sostenible (RAS): “Criterios para Adaptación y Mitigación al Cambio Climático” pretende  sensibilizar y educar a los productores sobre los impactos generados por el cambio climático y promover la adopción de buenas prácticas agrícolas de mitigación y adaptación en el manejo sostenible de la finca.

Ana Lucía Corrales, experta técnica del programa RA-Cert de Rainforest Alliance, resaltó el compromiso y la dedicación demostrada por los propietarios y trabajadores de Aquiares. “A través del cumplimiento del Módulo de Clima de la Red de Agricultura Sostenible, cafetaleros como los de finca Aquiares evidenciarán  el  compromiso concreto con la reducción de emisiones y el mejoramiento de la capacidad adaptativa de sus fincas al cambio climático. Esperamos que otros productores costarricenses y otras regiones y productos integren  en sus fincas este modelo de sostenibilidad”, sostuvo Corrales.

Aquiares es una plantación de café bajo sombra, de 924 hectáreas de extensión, 673 de las cuales se dedican al cultivo del café variedad caturra, mientras que las restantes se encuentran bajo conservación. La finca brinda empleo permanente a 158 hombres y 8 mujeres, pero la cifra aumenta con 518 hombres y 178 mujeres más en promedio, durante época de cosecha.

“Luego de una capacitación sobre el Módulo de Clima, recibida por el encargado del área ambiental, vimos que habíamos avanzado a tal punto que creíamos poder cumplir con la mayoría de los criterios de la verificación amigable con el clima. Además los accionistas siempre han estado conscientes de la necesidad de mitigar los efectos del cambio climático, por lo que se mostraron muy entusiasmados de poder optar por este reconocimiento, lo que nos hizo poner mucho empeño en lograrlo”, comentó Rafael Acuña, gerente administrativo y financiero de Aquiares.

Para el representante de la primera finca “tica” verificada como amigable con el clima, esta conquista además de permitirles contribuir con el ambiente, representa un compromiso que comparten los accionistas y todo el personal de la compañía, aumenta sus posibilidades de obtener mejores precios. “Esperamos que también nos de la oportunidad de ingresar a nuevos mercados entre aquellos compradores conscientes de la importancia que tiene prepararse para mitigar los efectos del cambio climático”, comentó Acuña.

Aquiares vende su grano a exportadores locales como Café Capris, Cafetalera Internacional Cafinter y Ceca, que a su vez lo comercializan en países como Estados Unidos, Alemania, Australia, Japón, Inglaterra etc. Las marcas que más se utilizan son: Aquiares Estate y Hacienda Aquiares, todas registradas por Cafetalera Aquiares, S.A.

Actualmente, son muchos los productores de café en el mundo que trabajan para obtener la verificación del Módulo Clima, lo que les permite identificar los riesgos que representa el cambio climático en sus fincas y comunidades, y prepararse para mitigar y adaptarse a sus impactos. Los finqueros pueden estimar el grado de vulnerabilidad ante eventos como sequías prolongadas e inundaciones severas, de las cuáles son objeto con mayor frecuencia e intensidad, y que hoy repercuten con alteraciones en las temporadas de cultivo y aumentos en los brotes de plagas y enfermedades.

Otro beneficio que acarre esta verificación es que los finqueros pueden aumentar los niveles de carbono almacenado en sus propiedades por medio de la restauración de tierras degradadas, la reforestación y mejoras en la conservación del suelo; contribuyendo a disminuir el impacto que la producción agropecuaria tiene sobre este reto de dimensiones globales.