Quebradas: Nuestros impactos

Cuando se construyen caminos para la explotación maderera y se talan árboles, los suelos se pueden erosionar hacia las quebradas cercanas. De manera similar, la escorrentía de las fincas (incluidos fertilizantes y estiércol) pueden contaminar las fuentes locales de agua y crear zonas muertas en grandes cuerpos de agua a cientos de kilómetros de distancia. Pero las zonas de amortiguamiento a lo largo de las quebradas, donde se siembran árboles y otra vegetación o simplemente se dejan crecer en su estado natural, pueden ayudar a reducir la contaminación y la escorrentía, proteger la calidad del agua, proveer sombra para el control de temperatura y ayudar a conservar la biodiversidad acuática.

Las fincas, operaciones forestales y empresas turísticas sostenibles no sólo manejan zonas de amortiguamiento en su propiedad, sino que también tratan las aguas residuales e implementan prácticas de conservación de agua y otras prácticas de protección, probando así que las vías acuáticas limpias y saludables pueden coexistir con paisajes de trabajo económicamente viables.

Las fincas certificadas minimizan la erosión y protegen las quebradas

Water Protection

  • Un estudio (en inglés) de fincas de cacao en Costa de Marfil realizado en 2012 mostró que las fincas certificadas implementaron más medidas de protección de aguas que las fincas no certificadas. Cuando las quebradas que fluyen por estas fincas fueron examinadas en busca de signos de erosión, las fincas certificadas tuvieron un desempeño consistentemente mejor que el de sus contrapartes no certificadas.
  • En Colombia, las fincas cafetaleras Rainforest Alliance Certified calificaron significativamente mejor que las fincas no certificadas en un índice de salud de quebradas. Estas demostraron niveles más altos de oxígeno disuelto y mayores números de macroinvertebrados sensibles como moscas de mayo, moscas de piedra y tricópteros, especies cuya presencia indica ecosistemas saludables.

Las empresas de turismo sostenible conservan y protegen el agua

  • En la región de Sarapiquí en Costa Rica, los albergues que trabajan con Rainforest Alliance han conservado el agua y evitado la contaminación de quebradas instalando medidores para identificar el consumo, usando jabones biodegradables y sin aroma y usando digestores anaeróbicos para eliminar la escorrentía hacia los ríos.
  • Un estudio separado encontró que el 71 por ciento de los hoteles investigados en América Latina redujo su consumo de agua después de implementar prácticas de conservación recomendadas por Rainforest Alliance.

Los beneficios ambientales de nuestro trabajo:

 

Search form